La bodega Casa Montes, presentó a la prensa el proyecto, un innovador aporte al tradicional sistema conocido como «comercio justo». Cada contenedor exportado - que lleva 10 mil botellas de Ampakama en sus variedades Malbec Merlot y chardonnay - permitirá que 20 niños puedan concluir sus estudios lejos de las calles aprendiendo a su vez una profesión como herramienta para lograr un futuro mejor.

 

El sistema se instrumenta a través de las becas de integración del banco Francés y la implementación y control de Cláritas. La misión es colaborar con jóvenes de entre 13 y 19 años para que puedan finalizar sus estudios, capacitarse en un oficio y obtener mayores posibilidades de insertarse en el mercado laboral.

Según contó luego Savastano, la concurrencia se sensibilizó con la problemática social argentina y despertó a su vez el compromiso de los empresarios invitados por comercializar el producto.

De hecho ya está el dinero para los primeros 20 alumnos beneficiados, todos integrantes de la Casa del Niño Jesús de Lourdes, una organización ubicada en Berazategui, provincia de Buenos Aires.