Actualmente, España es el país con mayor superficie de viñedos del mundo, con alrededor de 1,2 millones de hectáreas. A pesar de esto y debido a las condiciones climáticas, sus rendimientos son relativamente bajos (unos 34 litros por hectárea). Esto hecho nos desplaza a la tercera posición mundial en cantidad de vino producido, por detrás de  Francia e Italia. La Unión Europea de 15 miembros produce cerca del 60 % del volumen total de vinos del mundo. Del total de la producción prevista en la Unión Europea anterior a la adhesión, que se estima en cerca de 160 millones de hls, España producirá más de un 29 %.

En 2005, la exportación española de la partida arancelaria 2204, que incluye todas las categorías de vinos, fue de 14,1 millones de hectolitros, de los que cerca del 8 % corresponde a vinos espumosos, un 40 % a vinos tranquilos embotellados, un 2 % a vinos de licor y el resto a vino a granel.

En términos de valor, Alemania lidera el ranking de los compradores del conjunto de los vinos españoles con 299 millones de euros, que representan el 19 % del valor total. Le sigue Reino Unido con 268 millones y una cuota del 17 por ciento. En volumen, en cambio, encabeza el ranking Francia, seguida de Alemania, Portugal y Reino Unido.