En lo que a vinos se refiere, los expertos en comercialización y marketing distinguen cuatro tipos principales de consumidores. Cada uno, se caracteriza por un patrón de consumo diferente que determina la frecuencia de consumo, preferencias de marca, denominación de origen, fidelidad... ¿Dónde te situas?


 

EXPERTOS
- Fieles a la D.O.
- Precio sinónimo de calidad.
- Tienen "su vino".
- Vino más maderizado.
- Algo mayores.

PASIVOS
- Vinos sencillos.
- Bajo nivel de exigencia.
- Acepta sugerencias.
- Vino de la casa.

ELITISTA
- Busca lo exclusivo.
- Grandes marcas.
- Alto precio.

INNOVADORES
- Experimenta nuevos vinos.
- Desea información.
- Por delante de las tendencias.
- Se convierte en prescriptor.
- Precio no es sinónimo de calidad.
- Más joven.