El proyecto de nuestra bodega es fruto de un profundo amor y respeto al mundo del vino. Desde 1985 la fascinación por el cultivo de la uva y la elaboración de sus caldos   crea una creciente necesidad de ir conociendo y profundizando en este  apasionante mundo. A raíz de estos conocimientos empezamos a realizar practicas en nuestro entorno y a obtener y estudiar los primeros resultados. En Ronda se daban esas condiciones ideales que presuponíamos para elaborar vinos de altísimo nivel, la realidad en este caso avalaba a la historia, el antiguo nombre de ronda ACINIPO, "tierra de vinos". El proceso de ampliación de conocimientos continúa en tierras de Jerez, Huelva y Málaga, conocer los potenciales de las especies vinícolas mas usuales en estos pagos, pedro ximenez, airen, listan, palomino, zalema etc...  climatología seguido por un manejo   directo de las enfermedades. Fruto de la formación y el estudio seleccionamos las especies mas adecuadas en función del vino de calidad que pretendíamos elaborar. La solución viene por un recorrido por las diferentes zonas vinícolas la comparación de sus condiciones climáticas, las variedades con mejor adaptación y las que ofrecían un mejor perfil organoléptico. Desde León a Somontano, desde Rioja a Rivera, desde el priorato a rivera del Guadiana, un periodo de reflexión antes de comenzar el trabajo definitivo. Llega el momento de empezar de colocar la primera piedra, la parcela para la plantación de las viñas se encuentra en la denominada ?olla del tajo? un lugar de una belleza singular y con unas condiciones de terreno y abrigo extraordinarias, elegimos una parcela en pendiente, con abundante caliza, analizamos sus condiciones de textura, estructura y   profundidad. Luego el correspondiente análisis químico y por ultimo el biológico. Al inscribir la finca descubrimos que corresponde a un antiquísimo lugar de viñas conocido en la antigüedad por la calidad de sus vinos y denominado entonces como "Pago de Matatoros". Nombre que nos fascino y registramos inmediatamente para alguno de nuestros vinos. Queríamos hacer una bodega urbana, al estilo de los usos y costumbres más ancestrales y buscamos emplazamiento dentro de la ciudad de Ronda, tarea difícil que al final dio como única opción una antiquísima bodega, enclavada en pleno casco histórico. Una singular casa palacio que parecía podría albergar nuestro sueño, las dificultades técnicas en materia sanitaria y las estrictas normas de conservación del patrimonio cultural del enclave hicieron inviable tal empeño. Aun así le dimos un giro al proyecto y convertimos en museo dichas instalaciones albergando también las oficinas de la empresa y utilizando tan maravilloso enclave como centro receptivo de la empresa a nivel institucional y de actividades relacionadas con el enoturismo. No obstante encajaba perfectamente en la filosofía de empresa social que pretendíamos llevar a efecto, revertir en la sociedad lo que  de ella recibimos, así una parte importante de los beneficios de la empresa servirán para mantener un centro de estudios sobre el vino y mantener a las nuevas generaciones y visitantes, informados de cómo era en nuestra comarca una bodega su funcionamiento sus tareas diarias sus útiles de elaboración y un sin fin de artilugios que se estaban perdiendo para siempre. En 2006 aparecieron nuestros primeros vinos y desde entonces continuamos dando forma a un proyecto cuyo horizonte situamos en el 2020 y en el que cada dia vamos sumando nuestro trabajo para algún día conseguir hacer uno de los grandes vinos del mundo. Bodegas la Sangre de Ronda están situadas en la localidad malagueña de Ronda, en pleno centro geográfico de Andalucía. La Serranía de Ronda ha sido utilizada desde tiempos inmemorables para conseguir vinos de excelente calidad por sus condiciones geoclimáticas realmente excepcionales, ya desde tiempos Íberos era conocida como la tierra de los vinos: Acinipo. En las estribaciones de la bética con una altura media de 850 metros se producen nuestros vinos. Entorno Físico Extensión término municipal: 481,31 Km2. Altitud sobre el nivel del mar: 723 m. Latitud: 36º 44' Longitud: -5º 10' Mirando a través de nuestros vinos, uno puede sentir inmediatamente la  diferencia. Elaborados con pasión y una singular visión Bodegas la Sangre de Ronda sigue   un meticuloso y único proceso desde las viñas situadas en el corazón de la   Serranía de Ronda. Hay una continuación lógica desde las tradicionales tareas en el campo hasta los más sofisticados controles de fermentación, crianza y embotellado que nos proporciona una calidad única. Bodegas la Sangre de Ronda dispone de viñedos propios y de fincas intervenidas para su explotación. Principales variedades de uvas: Tintas: Petit Verdot, Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc, Tempranillo, Merlot    y Syrah. Blancas: Pedro Ximénez y Moscatel Morisca. Condiciones de pluviometría, luz solar, humedad en suelo y estrés climático favorables para realizar la mejor viticultura. Meteorología Temperatura media: 15º C Horas de sol al año: 2700 horas Precipitación Anual: 648 l/m² FILOSOFIA Los vinos de Bodegas la Sangre de Ronda se orientan claramente hacia el futuro, guardando un enorme respeto a la naturaleza y a las formas de hacer tradicionales, lo que se traduce a un cuidadoso laboreo de sus viñedos acorde       con el máximo respeto del medio ambiente y un exigente seguimiento en bodega, que fusiona la más avanzada tecnología con los procesos ancestrales de elaboración. Combinan la fruta del Nuevo Mundo con la elegancia de la tradición. Naturales y frescos; concentrados y expresivos son el mejor reflejo de cada variedad del  terruño Rondeño. Sangre de Ronda Petit Verdot:  de interesante perfil tánico y aromático, sustancialmente diferente a los vinos a los cuales estamos acostumbrados, de buena acidez y color intenso.  Vino de color rojo intenso. En nariz, de interesante complejidad, aromas florales y de madera noble además un ligero toque de moka, elegante fino y sutil. En boca es carnoso y aterciopelado, con aire de frutas maduras del bosque, fresas y confitadas de largo final; suave, cálido y sedoso.  Sangre de Ronda Coupage:  en su elaboración  se ha mantenido el vigor natural y la fuerza de sus componentes como garantía de conservación y evolución. En copa: A la vista presenta una capa muy alta de color rojo cereza. En nariz: intensos aromas a mermeladas de guindas, fresas y especias. En boca: se integran los distintos componentes: El Tempranillo aporta las frutas rojas, el Syrah los berries silvestres y los taninos redondos, mientras que el Cabernet Sauvignon entrega las especias y una firme estructura. Espinel: vino muy vivo e intenso bouquet. En copa: es brillante y de color fresa   intenso. En nariz surgen aromas elegantes de flores silvestre, afrutado (Frutas ácidas y melocotón con notas de frutas del bosque). En boca, vivaz, limpio, amplio, sabroso con final persistente de fruta blanca de gran estructura e intensidad. Bodegas la Sangre de Ronda - Museo del Vino C/camino los molinos sin numero 29400 RONDA (MALAGA) Horario: De 10 A.M. a 20 P.M. Todos los días. Teléfono: 952 87 97 35 Email: info@museodelvinoderonda.com

 © CopyRight 2008