Lejos de sentar cátedra, este artículo pretende ser una guía rápida y accesible para aquellos que se ven en la urgencia de saber que vino marida con un plato. Sabemos que dentro de cada tipología, cada vino es un mundo, que cada circunstancia, bolsillo y época del año manda, pero aún así, resultará útil.

Vinos tintos

  • Jóvenes

    Son ideales para:
    - Asados de cordero
    - Carnes rojas
    - Estofados de carne
    - Pollo asado
    - Asados de ternera
    - Quesos de corta y media duración
  • Maduros:

          - Carnes rojas (de vacuno) asadas o a la parrilla
          - Carnes de caza mayor (ciervo, jabalí)
          - Determinadas especies de caza de pluma
          - Salsas complejas

Vinos blancos

  • Ligeros

    Son ideales para:
    - Crustáceos cocidos
    - Pescados suaves
    - Fiambres poco especiados

 

  • Con cuerpo

   Son ideales para:

   - Crustáceos a la parrilla
   - Moluscos
   - Pescados de sabor pronunciado

  • Criados en madera

    Son ideales para:
    - Pescados y mariscos muy condimentados
    - Carnes de pollo o ternera a las brasas
    - Ahumados
    - Pescados marinados

 

Vinos dulces

  • Moscateles

Son ideales para:

- Postres
- Budines
- Dulces y pastelería
- Frutas
- Foie-gras
- Quesos azules

  • Jerez

Es ideal para:

- Frituras de pescados
- Camarones, gambas y langostinos cocidos
- Jamón y lomo ibéricos

 

  • Champagnes y Espumosos
  • Semisecos y Dulces

 

Sólo para postres

Extra Brut, Brut, Extra Sec, Sec.

Son ideales para:

- Aperitivos y canapés
- Pescados y mariscos en general
- Caviar
- Salmón
- Ostras