Es el rey, el clásico, el inigualable a los que grandes personajes de la historia se ha relacionado. Están los ejemplos de John D. Rockefeller, el que fuera el hombre más rico del mundo, sólo aceptaba como aperitivo esta combinación o el actor Humphrey Bogart, que lo popularizó en el mundo del cine.

Dry Martini es uno de los cócteles nocturnos por excelencia, conocido y servido por todo el mundo y al que llaman "la bala de plata" por su aspecto plateado transparente y, sobre todo, por su alto contenido alcohólico capaz de perforar cualquier estómago.

Ingredientes y preparación del Dry Martí­n:
80 gr. de limón
110 Cl. de ginebra seca
20 Cl. de Martini bianco seco (Vermouth blanco)
1 rodaja en medialuna de limón
1 aceituna

Es un cóctel seco y muy intenso con un sabor ácido. Su contenido alcohólico es alto y sólo se recomienda para personas que tengan la costumbre de tomar bebidas muy fuertes.
Para preparar este tradicional cóctel, mezclamos en una coctelera con abundante hielo la ginebra y el Martini. Debemos realizar una buena mezcla.

Servimos el contenido en una copa de cóctel. Una vez tengamos la mezcla de ginebra y Martini en la copa, añadimos el zumo de limón, que previamente habremos exprimido y colado debidamente. Ponemos una rodaja de limón en medialuna en un lateral de la copa añadiendo la famosa aceituna.