Le Billionaire Champagne, de Leon Verres, una de las más singulares versiones de este delicioso capricho. Un precio de 2,75 millones de dólares (1,96 millones de euros) por botella y una estética que mezcla lujo y lujuria así lo atestiguan.

 

Sólo se han realizado cinco botellas de este exclusivísimo champagne, todas ellas en tamaño Salmanazar (nueve litros).

Las botellas van vestidas con una espectacular capa de piel rusa llamada shapka, salpicada por varias decenas de diamantes. Y con gorrito y collar, si es que se pueden denominar así, a juego, todo hecho a mano, por supuesto. Cada botella lleva una capa de un color: Negra, morada, amarilla, azul y fucsia, lo que hace que cada botella sea única y aún más exclusiva. Millonarios procedentes de Rusia, China o Dubai ya han reservado la suya, y actualmente ya sólo queda una! Para todos aquellos que se hayan quedado con las ganas, Leon Verres ha sacado una edición más accesible.

Se trata de benjamines a un precio de 2.750 dólares (casi 2.000 euros), que también van vestidos con su correspondiente shapka de piel y diamantes. Verres afirma en su página que lo único que le ha movido para realizar esta ingente campaña es su deseo de recaudar los máximos fondos posibles para ayudar a los niños menos favorecidos. Eso sí, ni rastro de las posibles organizaciones que recibirán ese dinero, ni tampoco planes concretos. Del champagne en sí, muy poco se dice, el mismo lo denomina Brut Prestige. Se ha elaborado con las más blancas y finas uvas de la variedad Chardonnay. Aroma a flores, fruta y miel nada más acercarlo a la boca, para luego transformarse en reminiscencias de vainilla y mantequilla dentro de ella. Y miles de finas burbujas explotando a la vez.

Pero, quién es Leon Verres? Es australiano, desde 1997 posee su propia empresa de lujo LVLG (Leon Verres Luxury Group, aunque se parece tanto a LVMH...), de estética agresiva, fetichista y opulenta, su web da buena cuenta de ello. Y el video de portada también, todo un guiño explícito a la dominación de la que tanto habla Verres.
Fuente: embelezzia.com